lunes

16/07/12: Yo sufrí bullyng...

 
Me acuerdo que cuando empecé la secundaria estaba feliz, creía que todo iba a ser fantástico, realmente estaba entusiasmada, pero todo cambio cuando conocí a Noelia. Una chica que por una de esas cosas de la vida termino llendo al mismo curso que yo.
 Nunca en mi vida la había visto, ni siquiera vivíamos cerca, no sabía quien era ella. Sin embargo, está chica se la agarro conmigo, sin motivo alguno, sin siquiera conocerme. Y comenzó a hacer mi vida imposible. 
 No podía hablar en clase porque indefectiblemente escuchaba sus comentarios crueles e innecesarios a mis espaldas, al principio intente ignorarla, estaba contenta de finalmente estar en la secundaria, un paso más cerca de ser adulta. 
 Con el correr de los meses está chica comenzó a ser cada vez más cruel y agresiva, y llego un punto donde ya no la podía seguir ignorando. No le quería contar a mis papas porque no quería darles un problema más, entonces me quede callada y seguí dejando que ella se sintiera bien mientras me hacía mal a mi. 
 Paso el año y finalmente llegamos a las vacaciones, estaba contenta, había terminado primer año sin llevarme materias, mis papas estaban felices y sobre todo, eran tres meses en los cuales Noelia iba a estar totalmente fuera de mi vida, o al menos eso quise creer yo. Porque se encargo de, vía internet, recordarme cuanto me odiaba y cuan ''basura'' era yo. Intente que el asunto no me afectara y seguí adelante. 
 Al retomar el año, ella seguía siendo igual o más cruel que el año anterior, entonces decidí imprimir mis conversaciones con ella en verano y llevárselas al preceptor, necesitaba que me escucharan, necesitaba ayuda, pero el me ignoro y rompió las conversaciones. Nunca le dijeron nada a ella, el asunto quedo en la nada. 
 Así tuve que aguantarme un año más, de maltratos, de no querer ir al colegio para no verle la cara. Ahora que lo veo a distancia, no entiendo como la deje llegar tan lejos. 
 Termino segundo año y empezó tercero, esperaba que las cosas cambiaran, pero empeoraron, al grupo de Noelia se sumo Mauricio, alguien a quien tampoco conocía y sin embargo se tomo el trabajo de ayudar a esa chica a volverme loca. A todo esto, tuve unos problemas en mi grupo de amigas y una de ellas, se volvió en mi contra y le mintió a todo el resto del grupo, por lo tanto me quede sola, sin amigas, y aguantando todo este acoso que ya venía desde antes, ahora al anterior grupo se habían sumado quienes antes habían sido mis amigas. 
 Me sentía mal todo el tiempo, no entendía que estaba mal conmigo, no podía defenderme porque no sabía porque me atacaban. Por suerte conocí a otras chicas de mi mismo curso que me abrieron los brazos a una amistad mucho más sana que las anteriores, y gracias a ellas empece a ver la salida. Hable con mis papas, les conté lo que me estaba pasando, y por primera vez en tres años vi esperanza, no todo estaba tan mal, tenía solución. 
 El diez de diciembre de ese año me intente suicidar. Las cosas no estaban nada bien, nunca habían mejorada, estas personas no iban a parar hasta no verme en el piso, y lo que más me duele es que yo les hice caso, en lugar de ignorarlos me deje llevar por sus insultos, y termine en una bañera atiborrada de pastillas. 
 Termino tercer año, no fue un buen año para mí. Por suerte mi familia nunca me dejo sola, y fue gracias a su apoyo que supere todos mis problemas. Tuve que tocar fondo para darme cuenta que mi vida es hermosamente valiosa. Cuando empecé cuarto año, la vida me hizo ver que nunca había estado mal, que todo lo que había transitado había sido necesario para que aprendiera que soy una persona que vale oro y que esas personas se habían ensañado conmigo porque como no podían subir, necesitaban bajarme para sentirse mejor con ellos mismos. 
 Noelia repitió de año. La chica que me traiciono se tuvo que ir del colegio y ahora está esperando un bebe. Mauricio sigue en la suya pero ya todos saben como es.
  La vida sola se encarga de poner a cada uno en su lugar. Sé que duele cuando te acosan y no tenes forma de defenderte, es frustrante cuando pedís ayuda dentro de tu colegio y te ignoran, pero siempre va a haber alguien para vos, para apoyarte, para ayudarte, para demostrarte tu potencial.
 No dejes que un grupo de personas te hagan sentir que no vales nada, cuando ladran, es porque cabalgamos. Nadie en este mundo tiene el derecho de hacerte sentir infeliz, o menos persona. Todos somos un milagro.

2 comentarios:

  1. Sufrí de bullyng toda mi primaria hasta 3 año de la secundaria, fue algo feo pero como toda experiencia negativa pude sacar algo bueno. Creo que lo mejor siempre es ser uno mismo, las burlas o cualquier otro tipo de ofensa solo duele cuando no estamos segutos de nosotros mismos. El mejor arma contra el bullyng es el autoestima. Por cierto, muy linda entrada!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Lucca, un gusto leerte y realmente agradezco el comentario, siempre es lindo leer lo que otros sienten o pudieron haber pasado. Tenes razón cuando decís que el bullyng solo sigue adelante si la victima tiene bajo auto estima, quizá, si yo hubiera sido más segura de mi misma no los hubiera dejado avanzar tanto, ¿Quién sabe?.
      Lo importante es salir, no quedarse encerrado en un agujero, porque eso es lo que ellos quieren. Hoy cuando veo que alguien pasa por lo mismo que pase yo me le acerco y le hablo como me hubiera gustado que me hablaran a mi en su momento. Está muy bueno poder ayudar a otros a no tocar fondo como un lo toco en su momento.
      Un beso grande!

      Eliminar